Currículums laborales diferentes

La batalla es tan darwiniana como siempre: muchos candidatos para los escasos puestos verdaderamente glamorosos. A esa cruda realidad, hay que sumarle otra: los departamentos de Selección de las compañías instalan plataformas que obligan a los candidatos a llenar espacios predeterminados, que dejan poco lugar para la diferenciación, lo que limita mucho la creatividad solo a ciertas disciplinas y organizaciones.

La originalidad en el CV aplica o no según la industria. "Hay mercados donde lo creativo tiene más espacio. Incluso, a veces, la búsqueda de lo diferente se transforma en insólito, desubicado o poco pertinente", sostiene Luciana Bugni, directora general de Brand Partners.

"El concepto de original tiene su lado creativo, pero también su versión bizarra. Por ejemplo, puede ser creativo de un candidato que provenga de carreras como diseño gráfico que agregue un fondo sutil y/o detalles diferenciales demostrando, a través del CV, algo de su core task y capacidad artística. Esa misma actitud, en otro tipo de perfil, por ejemplo finanzas, probablemente quede inadecuado", agrega Alejandra Puig, Gerente de Recursos Humanos de la Universidad Kennedy (UK)
Ernst & Young (EY) recibe más de 100.000 postulaciones anuales, con alta prevalencia de perfiles de Ciencias Económicas y Sistemas, pero la gran mayoría de los postulantes prefieren CVs con formatos tradicionales y estilo formal, precisa Natalia Scquizzato, HR Sr Manager a cargo de Selección de Personal de la consultora. "Las herramientas multimedia no han sido incorporadas en forma masiva a los CV por nuestros candidatos. Algunos, los menos, se animan al humor. Un candidato puso "aunque no tuve el mejor promedio, la pasé bien", y otro, recuerda, incluyó como dato relevante que era de River. Lo que sí vemos mucho, cada vez mas, es la inclusión de selfies en los CV, tanto sacadas en contextos profesionales o laborales, como en situaciones recreativas, de viajes o celebraciones", dice.
"Los candidatos junior que recién ingresan al mercado o los que tienen un perfil entrepreneur incluyen en sus CV fotos informales, con gafas de sol, en traje de baño y/o con fondos fuera del encuadre laboral o profesional", coincide Puig.

Bugni nota que desde hace un tiempo se percibe una mayor "producción" de los currículum que llegan a la firma. "Lejos del Word con tipografía en Times New Roman, últimamente la mayoría están diseñados casi profesionalmente. Mucho color, juegos tipográficos y hasta con ideas creativas. Hace un tiempo recibimos un CV diseñado como una receta de cocina, donde las habilidades eran los ingredientes, y la formación académica/profesional, el paso a paso. También nos llegó uno con el diseño del típico cartel del Far West con el Wanted y el nombre del postulante como encabezados", indica.

En otra oportunidad, recibieron un CD con un CV multimedia. Contenía un video donde la candidata contaba quién era, su experiencia y por qué quería incorporarse a nuestra consultora. "Muy original, logró que nos acordemos del CV y resaltarlo frente a otras postulaciones", recuerda.

El año pasado, Unilever lanzó mi CV en un tuit, con el objeto de comenzar a considerar Twitter como una herramienta concreta para reclutar talentos y les propuso a sus seguidores el desafío de resumir su CV en 140 caracteres. Más allá de encontrar perfiles con alto potencial, se llevaron muchas sorpresas ante la creatividad de los jóvenes. Algunos mezclaron hechos históricos, frases famosas y mostraron su afinidad por los números resumiendo el porcentaje que alcanzan sus capacidades mas destacadas: "Decca rechazó a The Beatles, River a Messi, ¿Unilever a Capeans?"; "Lic en Adm: 70% Responsabilidad: 110% Apasionado".

Otros filmaron videos sacándoles el jugo a las herramientas tecnológicas y el estilo de la nueva red social Vine, que permite filmar un video en partes y lograr efectos de lo más creativos.

Los errores más repetidos

Si bien la originalidad cunde, la falta de criterio para saber qué incluir y qué no, también. Cuando en el aviso se pide que pongan foto, "muchos pegan una relacionada con una situación social, fotos con familiares o amigos", cuenta Mirta Saiegh de MS Consultores. "Lo que se está pidiendo es una imagen que tenga que ver con el puesto al que se postula, medianamente formal."

Otro ítem grave es el relacionado con la redacción y el contenido. "Describen en su historia laboral cosas que no son pertinentes al puesto solicitado", o sea contar que se tomó un taller de paisajismo cuando lo que se requiere es alguien para el puesto de Sistemas "sería interpretado como algo fuera de contexto, in-necesario y o superfluo", sostiene.

Lo que no debería faltar

Datos personales
Según el contexto en donde se vaya a presentar, serán más o menos formales pero imprescindibles

Estudios y experiencia
No tendrían que quedar "escondidos" detrás del diseño u otros datos menos trascendentes

Fuente:
Scheiner, S. (2016). Los nuevos currículum, muy lejos de la formalidad. La Nación. [online] Disponible en: http://www.lanacion.com.ar/1778124-los-nuevos-curriculum-muy-lejos-de-la-formalidad [Acceso 29 May 2016].