El agua de la Luna probablemente viene de la TIerra


Investigadores de la Brown University afirman que el agua de la Luna procede de la Tierra.

"Hace ya cuatro años, los científicos hicieron un descubrimiento que nos dejó con la boca abierta. En la Luna había agua. El trabajo de la sonda LCROSS permitió obtener pruebas sólidas, no indicios, de que el agua de la Luna existía de manera abundante.
Poco tiempo después, la sonda india Chandrayaan-I no solo confirmó la existencia del agua de la Luna, sino que además realizó las primeras estimaciones sobre cuál era la cantidad total que había. Los investigadores confirmaron que existían unos 600 millones de toneladas de agua congelada en total según sus estimaciones. Es decir, había agua sobre nuestro satélite natural, pero además existía de manera abundante.
Imagen tomada de Corbis

Pero, ¿de dónde procedía todo el agua de la Luna? ¿Cuál era su origen? Investigadores de la Brown Universityhan publicado en la revista Science un artículo en el que afirman la posibilidad de que el origen del agua de la Luna, probablemente, esté en la Tierra.
Para realizar este estudio, el equipo de científicos liderado por Alberto Saal, analizó la composición isotópica del hidrógeno presente en el agua embebida en las diminutas burbujas presentes en las rocas lunares (obtenidas en la era del programa Apolo). De forma específica, los investigadores se fijaron en la proporción existente de deuterio, un isótopo estable del hidrógeno, ya que previamente se sabía que esta variaba en función del lugar del Sistema Solar donde se hubieran formado las moléculas de agua.
Hasta ahora, muchos científicos pensaban que el agua de la Luna procedía de cometas, pero para ello, la proporción de deuterio encontrada debería ser alta. Sin embargo, y por sorpresa, no era así. ¿Entonces? ¿De dónde viene el agua de la Luna? Los resultados hallados por Saal y sus colaboradores indicarían que lo más probable es que el origen estuviera en nuestro planeta.
¿Pero cómo pasó el agua de la Tierra a la Luna? Por ahora, todo son hipótesis. El descubrimiento del origen del agua de la Luna, sin embargo, haría replantear incluso las ideas que existían acerca de la formación de nuestro satélite. La posibilidad más simple sería que una colisión masiva entre nuestro joven planeta y lo que luego sería Marte hubiera originado la Luna hace 4,5 mil millones de años atrás, de forma que el agua se hubiera transferidocon parte del material sólido que luego sería parte del satélite.
Sin embargo, y en base a nuestro conocimiento actual, esto no es posible, ya que las elevadas temperaturasproducidas durante las colisiones hubieran evaporado todo el agua, de forma que pasaría al espacio en su estado gaseoso. Quizás, según las especulaciones del equipo de Saal, la incipiente Luna podría haber tomado parte de esa atmósfera caliente terrestre, por lo que el agua hubiera pasado a su forma gaseosa, pero después, tras enfriarse el satélite, formaría parte de la propia Luna. Otra posibilidad es que el agua estuviera embebida en el material sólido de la Tierra que se despegó de nuestro planeta para dar lugar a la Luna, y que posteriormente, este agua fuera liberada sobre el satélite.
Este estudio es sin duda un nuevo bombazo en la investigación espacial, que se une a los descubrimiento hechos en años anteriores. No saber solo que existe agua, sino cuánta y de dónde viene, hace que podamos construir un poco más el puzzle de la historia del Universo."
Artículo publicado originalmente en ALT1040

El Ciclo del Agua


 Una vez que hayas visto el video entra a la siguiente página para que realices algunos ejercicios, para ello deberás crear una cuenta; es gratuita; o contestar las preguntas que están en el enlace. Tu decides el ritmo, la profundidad y el alcance de tu aprendizaje.

¡¡ Éxito !!

‎3M desarrolla el agua que “no moja”

El líquido denominado Novec 1230 o fluorocetona marca un antes y un después en la forma en que se combatirá el fuego, ya que no daña a los aparatos electrónicos con los que hace contacto, aunque estén en pleno funcionamiento.

Entre sus características se encuentra que no conduce electricidad, es frío al tacto y se seca 50 veces más rápido que el agua.

Sus desarrolladores explicaron que es un gas que se almacena en forma líquida y que ante un eventual incendio, el líquido se expande en la cantidad exacta para inundar en 10 segundos el área afectada por el fuego.

“El fuego requiere de tres condiciones: calor, combustible y oxígeno, y para poder controlarlo nosotros quitamos el calor”, explica Eurídice Ibarlucea, especialista del producto en Latinoamérica.

Otro elemento importante de su conformación es que no contiene productos tóxicos y una cantidad mínima de carbono. Junto con ello, su contacto con la piel o ingestión no causa daños al ser humano.






Ley de la chapuza

Así funciona la evolución. Con chapuzas. Aprovechando lo que hay en vez de crear algo bueno. Si la evolución fuera lamarckiana, si buscara lo mejor, no tendríamos a órganos que surgieron para una función haciendo otra. ¿Y por qué funciona así la evolución? Porque no se trata de hacer las cosas bien. Se trata de hacerlas mejor que el otro.

Escamas

Fuente http://tinyurl.com/muhfux

Un ejemplo es la serpiente y sus escamas. Los estadounidenses, que lo estudian todo, también analizan qué le pasa a una serpiente cuando la colocas en una superficie lisa, deslizante. Y, si tienes una pizca de mala leche, pues es divertido. Ver cómo una serpiente se retuerce una y otra vez y no avanza. ¿Por qué?

Porque necesita rugosidades. En las que apoyar sus escamas y aplicar la Tercera Ley de Newton. Sí, esa que dice que si aplicas una fuerza sobre un cuerpo, este te devuelve una fuerza similar a ti. Es decir, la Ley de Newton que explica por qué andas. Tú y la serpiente. Porque resulta que la serpiente dirige fuerzas, gracias a sus escamas, sobre las superficies. Fuerzas que, dirigidas, le permiten desplazarse. No todo el cuerpo de la serpiente experimenta la misma fricción con la superficie. En la dirección en que aplique más fuerza, en la dirección en que más fuerza recibe. Es lo mismo que hace un patinador.

Pero sobre una superficie lisa es muy difícil aplicar rozamiento. Eso le pasa a las serpiente de este vídeo. O a esta, que le han puesto una especie de calcetín o de camiseta, y así no consigue rozar más sobre una dirección que sobre otra. Así no consigue patinar.

Pero el objetivo principal de las escamas de reptiles no era desplazarse. Para eso tenían las patas. El objetivo principal era proteger contra la desecación. Los anfibios habían desarrollado pulmones, pero todavía intercambiaban gases (oxígeno para dentro, dióxido de carbono para fuera) a través de la piel húmeda. Y es que es necesario que la piel esté húmeda para que exista intercambio de esos gases. Para que ventiles (otro día te contaré que eso no es respirar, contrariamente a lo que crees). Pero los anfibios tiene el problema de depender del agua para mantener su piel húmeda. Los reptiles renunciaron a la respiración cutánea y se quedaron sólo con la pulmonar. Por eso pudieron convertir su piel en algo seco y duro, algo capaz de proteger de la pérdida de agua.

No podían sospechar que esa cubierta terminarían siendo algo equivalente a las patas de reptiles que habían perdido las patas.

¡Perdón!

Estoy hablando en lamarckiano. Que no es un buen idioma. En darwiniano se diría: “antepasados de los reptiles que tenían pieles más endurecidas que otros iguales a ellos, lograron gracias a eso acceso a recursos (p.ej, comida alejada de la orilla) que les permitieron reproducirse más y tener más descendencia. Aquellos de entre ellos que, por mutación, presentaban pieles más endurecidas, más resistentes a la pérdida de agua, tuvieron acceso a todavía más recursos, y así evolucionaron antepasados de los reptiles”.

Y con las serpientes igual. Se diría: “antepasados de las serpientes aprovecharon su piel endurecida para ayudar su movimiento y así accedieron a más recursos (p.ej., animales que podían cazar dentro de madrigueras) o ahorraron energía en desarrollar órganos (perdieron las patas). Por tanto, tuvieron más descendientes que eran como más o menos como ellos. Y los que eran mejores de entre ellos, reptando con la ayuda de la piel, tuvieron más descendientes todavía”.

No es que las escamas sean lo mejor para entrar en una madriguera. Era lo que los antepasados de las serpientes tenían más a mano.