Tecnologías de la Información es #‎LaInformáticaComoMateria en la secundaria de la CABA

La nueva materia Tecnologías de la Información es parte de la currícula oficial obligatoria de la NES (Nueva Escuela Secundaria). Durante este ciclo lectivo se comenzó a implementar en el 3er. año de las escuelas denominadas "pioneras", mientras que en el 2017 se agregan todas las demás. 

TI es una asignatura que integra la Formación General del Ciclo Orientado, por lo tanto, todos los chicos no importa que orientación elijan, van a poder aprender los contenidos de informática como disciplina en 3º, 4º y 5º año de cualquier bachillerato de la Ciudad de Buenos Aires.

Tecnologías de la Información es el primer éxito concreto en la lucha por nuestra disciplina durante la reforma de la escuela secundaria. Podemos buscar sus inicios en el blog "La Informática Prohibida", sumado al gran apoyo de muchísimos colegas docentes que se fueron integrando al grupo de Facebook "Docentes de Informática y Computación de la República Argentina". Y un poco más cerca en el tiempo, la creación de la //ADICRA como asociación civil que nos representa.

¿En qué me baso para considerar que fue un éxito? 
TI reúne tres requisitos básicos para considerar que representa a #LaInformáticaComoMateria
  • Espacio curricular independiente: En este caso en 3º, 4º y 5º año de todos los bachilleratos.
  • Objetivos y contenidos: tiene en cuenta los ejes que consideramos clave para la enseñanza de #LaInformáticaComoMateria.
  • Docentes a cargo de su dictado: Profesores de Informática (pueden ver el listado de títulos en esta publicación).
¿Qué van a aprender los alumnos en TI? 
Tercero y cuarto año, se encuentran juntos en este documento. Como la materia en quinto año es "orientada", hay que buscarla en cada una de las orientaciones

Teniendo en cuenta esa diagramación (que se encuentra en el sito oficial del Ministerio de Educación de CABA), y para poder tener una visión integral de tercero a quinto año, reuní del diseño curricular jurisdiccional los objetivos de aprendizaje y los contenidos para cada uno de ellos:

Objetivos de aprendizaje
Al finalizar tercer año, los estudiantes serán capaces de:
  • Representar la estructura de los sistemas digitales de procesamiento de información, identificando partes, funciones e interrelaciones.
  • Identificar el rol del software y la programación en los sistemas digitales de procesamiento de información.
  • Reconocer la función de los algoritmos, sus técnicas de representación, y aplicarlos para la resolución de problemas computacionales.
  • Aplicar técnicas y estrategias para crear animaciones y videojuegos mediante entornos de programación educativos.
  • Reconocer pautas de cuidado y responsabilidad en el uso de las TIC.
Contenidos
Estructura y funcionamiento de los sistemas digitales de información.
  • Partes y funciones de los sistemas digitales de procesamiento de información.
  • Diferenciación entre las funciones del hardware y del software.
Introducción al pensamiento computacional
  • Los problemas computacionales.
  • Metodología de resolución de problemas computacionales.
  • Estrategias y estructuras de programación.
Objetivos de aprendizaje
Al finalizar cuarto año, los estudiantes serán capaces de:
  • Identificar y aplicar técnicas para el cálculo del tamaño y la resolución de imágenes digitales.
  • Utilizar técnicas de edición digital de imágenes, texto, audio y video.
  • Diseñar aplicaciones para internet mediante técnicas de diseño gráfico, comunicación audiovisual y lenguajes de marcado hipertextual.
  • Reconocer la interacción de los sistemas digitales a través de las redes de comunicaciones y sus potencialidades y aplicaciones.
  • Reconocer los efectos de la producción y de la circulación de contenidos digitales en diferentes ámbitos de la cultura e identificar criterios de autoría y de resguardo de la privacidad en las redes.
  • Reconocer pautas de cuidado y responsabilidad en el uso de las TIC.
Contenidos
Procesamiento de imágenes digitales
  • Concepto de imagen digital.
  • Técnicas de edición de imágenes basadas en capas.
Procesamiento de texto, audio y video digital
  • Técnicas y herramientas de edición de textos, video y audio.
  • Planificación de proyectos de producción audiovisual.
Diseño de páginas web
  • Principios del diseño gráfico y la comunicación visual.
  • Creación y desarrollo de aplicaciones para internet.
Internet y web
  • Introducción a las redes digitales de información. Internet como red de redes.
  • La web como sistema hipermedial de información distribuida.
  • Internet y la computación ubicua. Impactos y efectos.
Objetivos de aprendizaje
Al finalizar quinto año, los estudiantes serán capaces de:
  • Identificar las características, usos y aplicaciones de las planillas de cálculo.
  • Aplicar estrategias para organizar, procesar y representar datos a través de planillas de cálculo.
  • Aplicar estrategias y herramientas de creación de algoritmos y programas para modelizar situaciones, resolver problemas y crear aplicaciones informáticas.
  • Utilizar estrategias y herramientas de edición de textos, audio, imágenes, videos o páginas web para documentar y comunicar procesos y proyectos.
  • Experimentar con herramientas informáticas de uso específico vinculadas a la orientación.
  • Identificar el rol de la informática y de las TIC en la construcción y la difusión del conocimiento correspondiente a la orientación.
  • Reconocer los impactos y efectos de la informática y de las TIC en los ámbitos de trabajo propios de la orientación.
  • Reconocer pautas de cuidado y responsabilidad en el uso de las TIC.
Contenidos 
Organización, procesamiento y gestión de datos
  • Análisis y diseño de planillas de cálculo.
  • Selección y aplicación de gráficos para organizar y representar datos e información.
  • Uso de planillas como bases de datos para sistematizar, almacenar y recuperar datos de manera eficiente
Análisis, desarrollo y uso de aplicaciones informáticas
  • Aplicación de estrategias y herramientas de programación.
  • Análisis, comprensión y utilización de aplicaciones informáticas.
  • Aplicación de estrategias y herramientas de edición audiovisual y de diseño de páginas web.
El rol de la informática y las TIC en la Orientación
  • Usos y aplicaciones de la informática y las TIC en la construcción y difusión del conocimiento.
  • Impactos y efectos de la informática y las TIC en el mundo del trabajo.

Diseño curricular para TI de 3º a 5º año:

Por otra parte, recorté del diseño curricular oficial la información que existe sobre 3ro. y 4to. año, más todas las variantes de la materia "orientada" en 5to. año de cada bachillerato (los objetivos y contenidos son comunes, lo que varía son los "alcances y sugerencias para la enseñanza"), para reunir todo en un solo documento. Allí podemos encontrar las siguientes secciones:
  • "Objetivos y contenidos troncales para la finalización de la escuela secundaria".
  • "Presentación".
  • "Propósitos para la enseñanza". 
  • "Objetivos de aprendizaje".
  • "Contenidos"
  • "Alcances y sugerencias para la enseñanza" (complentan los contenidos que publiqué más arriba).
  • "Formas de conocimiento y estudio".
  • "Orientaciones generales para la evaluación".
Pueden verlo a continuación:

Otro deja vu: "Lo digital transformó la educación, pero hace falta preparar a los docentes para eso"

http://www.lanacion.com.ar/1928022
http://www.lanacion.com.ar/1928022

Si bien concuerdo con lo que entiendo como la intención del autor de la nota, a esta altura ya debería estar claro que no alcanza con la capacitación de los docentes para que los chicos puedan aprender en las escuelas con las computadoras.

Lo peor, es que esto no es algo nuevo. Ya lo publiqué hace 3 años, por eso en aquel momento el título de la entrada de este blog fue:

sábado, 30 de noviembre de 2013

Déjà vu?: casi 30 años sin #InformáticaComoMateria

http://paraquesepan.blogspot.com.ar/2013/11/deja-vu-casi-30-anos-sin.html
http://paraquesepan.blogspot.com.ar/2013/11/deja-vu-casi-30-anos-sin.html

Y estas son dos de las frases que destaqué en esa publicación:
"...No se trata simplemente de poner computadoras en las escuelas. Puede ser un equipamiento inútil y hasta contraproducente, allí donde no haya capacidad en los maestros para saber como aplicar, como valerse de la computadora, del software educativo. Me parece que la introducción de la computación en la escuela no puede ser planteada en términos de hardware. La computadora tiene que ser vista como instrumento de una revolución educativa, y esto no es sencillo."

"...no es un problema de equipamiento. La difusión de la computación a través de la escuela va a ser cada vez menos un problema de equipar; va a ser cada vez más un problema de capacitación de aquellos que tienen que implementar la reforma, de aquellos que tienen que utilizar los computadores, es decir los maestros."
Pasaron 3 años, llegamos a los 30 y sigue sin existir la materia informática en la mayoría absoluta de las escuelas de nuestro país.

Lo que hace falta es que los chicos aprendan con docentes capacitados YA! No cuando los demás se capaciten...
 
Porque cuando los alumnos aprenden con los profesores de informática, en un espacio curricular propio (luego o simultáneamente) pueden trasladar algunos de esos conocimientos adquiridos (no, no son nativos digitales, no nacen sabiendo) para su aplicación en las demás asignaturas con los demás docentes.

Esa es la transversalidad de las TIC que funciona, no la de la pretendida educación digital donde cualquier docente les enseñaría a sus alumnos. Este modelo ya fracasó, tienen que asumirlo. Van 30 años de las frases de Terragno. Y las netbooks comenzaron a llegar a las escuelas en el 2010...

Además, aprender computación no es solamente usar las computadoras. Pero por una cuestión lógica, las mismas se utilizarían en clase porque son la herramienta propia, querida y aceptada por los docentes de informática (esto no es así en muchos casos con los otros docentes, que lo ven como una imposición o como una moda).

Si queremos que TODOS los alumnos tengan alfabetización digital, hay que crear el espacio curricular para ‪#‎LaInformáticaComoMateria y (simultáneamente) seguir con la capacitación de los demás docentes. No son cuestiones excluyentes, sinó todo lo contrario: ambas impactarán en un mejor aprendizaje para nuestros chicos/alumnos.

¿Qué darías por satisfacer tu curiosidad?

Cuando era niño recuerdo que en clase me hacían la pregunta: “¿Qué es mejor? ¿Tener mucho dinero o saber muchas cosas?”. Hubo un compañero que afirmó: saber muchas cosas porque así, las explicas y puedes ganar dinero con ello (yo pensé ¿y por qué no tener dinero, pagar y así aprender cosas? Pero bueno, eso es otro tema). Ahora, dando un paso más allá: ¿Qué darías por satisfacer tu curiosidad? Copio y pego los primeros párrafos de un libro que es maravilloso y dice algo relacionado con este tema.

Mi padre me habló en cierta ocasión de un escuálido preso del campo de concentración de Buchenwald que tenía conocimientos de matemáticas. Lo que a una persona le viene a la cabeza cuando oye la palabra pi [En inglés, la letra griega pi se pronuncia igual que pie, tarta] nos dice algo sobre ella. Para el matemático era la relación entre la circunferencia de un círculo y su diámetro. Si le hubieran preguntado a mi padre, que apenas tenía educación primaria, me habría contestado que era un círculo de masa de harina rellena de manzana.

Un día, a pesar del abismo que los separaba, el preso matemático le propuso a mi padre que resolviera un problema. Mi padre le dio vueltas durante unos cuantos días, pero no logró desentrañarlo. Cuando volvió a ver al preso, le preguntó por la solución. El hombre no se la quería dar, le decía que tenía que descubrirla por sí mismo. Pasó algún tiempo, y mi padre volvió a preguntárselo, pero el otro preso se aferraba a su secreto como si fuera un lingote de oro. Mi padre intentó reprimir su curiosidad, pero no pudo. En medio del hedor y la muerte que lo rodeaban, se obsesionó con la respuesta. Por fin el otro preso le propuso un trato: le revelaría la solución si le daba su mendrugo de pan.

No sé lo que pesaría mi padre por aquel entonces, pero cuando lo liberó el ejército estadounidense no llegaba a los cuarenta kilos. Pese a ello, su anhelo de saber era tan fuerte que se había desprendido de su mendrugo de pan a cambio de la respuesta.

Fue al final de mi adolescencia cuando mi padre me contó este episodio, que me afectó profundamente. La familia de mi padre había desaparecido, sus posesiones habían sido confiscadas y su cuerpo privado de alimento, debilitado, golpeado. Los nazis los habían despojado de todo lo palpable, pero su deseo de pensar y razonar y conocer había sobrevivido. Era prisionero, pero su mente era libre para vagar, y lo hizo.

Comprendí entonces que la búsqueda del conocimiento es el más humano de nuestros deseos, y que, por diferentes que fueran nuestras circunstancias, mi propia pasión por entender el mundo tenía su origen en el mismo instinto que la de mi padre. Cuando me dediqué a estudiar ciencias, en la universidad y después, mi padre no me preguntaba tanto sobre las cuestiones técnicas de lo que aprendía como sobre su significado subyacente: de dónde venían las teorías, por qué me parecían hermosas, qué nos decían sobre nosotros como seres humanos.

Este libro, escrito décadas más tarde, es mi intento de dar por fin respuesta a aquellas preguntas.

Y, obviamente, voy a leer ese libro. Ya os contaré.

Leonard Mlodinow, Las lagartijas no se hacen preguntas.